8.09.2010

Desde semana santa había tenido la buena voluntad de re-comenzar. Antes de aquellas vacaciones lo había logrado, todo estaba bien, disciplina, esfuerzo y valentía. La verdad no sé qué pasó. Desde entonces he intentado todos los días, pero todos los dias vuelvo a comenzar, no logro mantenerme caminando en esa línea delgada que me llevará a ese punto de equilibrio.

Pensé que quizas al finalizar abril podría, hice la cuenta y los cálculos me salían bien, para las vacaciones de agosto iba poder ver el resultado de mi esfuerzo. llegó mayo y con él, el día de la madre -no soy madre, pero tengo madre-  le celebramos tres veces, bueno  no hay problemas que son 10 dias de retraso. Dos dias después me hice un esguinse nivel 3 jugando fútbol, me tuvieron que enyesar por un mes: No poner el pie sobre el suelo, no caminar sin las muletas, no correr o jugar fútbol hasta dentro de tres meses. Estaba frita. ¿Qué podía hacer una pobre joven y llena de energía muchacha con una pierna inmovilizada por todo un mes? comer. 

Después de esperar 30 largos días, finalmente me removieron el yeso, para mi sorpresa y pesar vi una canilla escualida flacucha , peluda y con un gran corte chele. Con lágrimas en los ojos pispiliantes pensé que esa no era mi canilla, mas lágrimas, depresión...
comí (más).
Todo dolor y pérdida es bien vista por psicólogos y psquiatras como etapas que cada ser humano debe permitirse vivir y enfrentar, siguiendo esta sabiduria me di el resto del mes para vivir mi luto, (más comida), de todos modos no podía hacer nada de ejercicio.

 Se llegó Julio lo tomé positivamente, volví a recomenzar, todo iba bien aunque con altos y bajo, lograba mis objetivos por la mañana y al medio día, pero por la tarde todo se venía abajo y por la noche la situación empeoraba, pero nahh recomenzaba la siguiente mañana. Sin embargo para este mes ya había comenzado trabajo de campo para mi investigación pre-graduación la situación ha sido mas estresante de lo previsto; eso aunado al cumpleaños de  mi hermana el 16,  tenía, debía hacer una pausa , al final termine haciendo mas bien un stop que una pausa. 

Ya lo había dicho antes, en mi cabeza había sonado por los últimos casi tres meses, pero esta vez me lo volvía repetir una y otravez, tenía que mentalizarme, Agosto, Agosto voy a comenzar: 
-jajaja (risas) en vacaciones nooombe estás loca, hay me contas
- Ahh ya vas a ver, dije con una sonrisa fingida en el rostro. ¬¬ la gente si que es incredula, pensé para mi.

 Hoy estamos en agosto, por los últimos 9 días he disfrutado de comer todo lo que un ser humano podría disfrutar en este planeta de mortales, sin culpabilidad alguna. Hoy Este día he decidido recomenzar, aceptándome a mi misma tal cual soy (tal cual peso), sabiendo que comer no es lo más importante en la vida, aunque si lo más rico  y que no es la perfección lo que me llevará al éxito, sino la persistencia. he dicho, que Dios me ayude.

4 comentarios:

♦PªU♦ dijo...

jajajajajaj como cuestaaaa!!!! Me entretuve bastante, creo que así somos la mayoría, así que al menos, sóla no estas!

Saludos

eMiLiA dijo...

Muy bueno.

Éxitos en este nuevo intento.

Saludos y gracias por la visita.

Ester dijo...

@Pau: me alegró saber que no soy la única, gracias por el dato ;)
un saludo Pau

@Emilia: gracias :)

Cj1kenobi dijo...

Espero que podás lograr tu meta. Unos tips para ayudarte: Tratá de comer cinco veces al día (los tres tiempos normales y dos meriendas- a media mañana y media tarde-); bajá la cantidad de la comida que ingerís y tratá de hacer alguna actividad física por más de 30 minutos cada día. Suerte :)